La postura  

adoroavenus 57M
456 posts
7/20/2006 6:19 am

Last Read:
2/21/2007 3:56 am

La postura

La postura en que la veo es terriblemente excitante. Me apetece quedar un rato mirándola, detener el tiempo para que esa postura quede congelada en mi retina.
Después de un gran rato admirándola, me acerco a ella. Le pido que no se mueva porque lo que quiero es besar todo su cuerpo. Empezar por los pies he ir subiendo lentamente a lo largo de su cuerpo. Éste es un recorrido que intento eternizar porque disfruto con el sabor de cada centímetro de su piel.
Sólo se cubre unas braguitas que dejan ver sus nalgas redondeadas, luminosas. Las beso, las acaricio. Recorro con mi lengua el borde de las braguitas y sigo hasta su cintura. Hasta mis manos han permanecido quietas. Y así seguirán porque lo único que deseo es besar su cuerpo.
Sigo subiendo por su espalda. Al recorrerla noto su piel erizada. Voy muy despacio. La punta de la lengua humedece un cuerpo que brilla, cosa que multiplica su hermosura. La deseo, pero todavía sigo besando su cuerpo. Llego al cuello y paseo hasta el lóbulo de sus orejas… lo mordisqueo. Aparto su enmarañado pelo para poder disfrutar de su piel.
Cambio de postura y le pido que permanezca ella en la misma… ha quedado congelada.
Aún no sé cómo, pero conseguí colocarme debajo de ella para poder besarla por delante. Admiro su pezón erguido, deseoso de ser besado. De ser lamido.
Ahora sí. Mis manos no pueden estar quietas por más tiempo y acarician su espalda mientras beso su estómago y me hundo en su ombligo. Recuerdo el camino piloso de su pubis y lentamente le quito las braguitas al tiempo que mis labios se dirigen a su vagina y la besan. Es saboreada por mi lengua que, lentamente, se introduce en ella y mientras mi dedo entra en su ano.
Ya la imagen no está congelada. Ahora se convulsiona. Mantiene la postura, pero ya no está quieta. Soy yo quien la abraza y, con ello, la acuesta para poder disfrutar de su cuerpo; aunque sé que no tardaré en pedirle que se vuelva a poner igual.
Nos besamos. Confundo con nuestras salivas el néctar que bebí en su vagina. Sus manos ahora tampoco están quietas y acaricia mi cara mientras eternizamos un beso que hace mucho tiempo que estamos los dos deseando.
Durante el beso, se coloca encima de mí y es ella ahora quien besa mi cuerpo, quien toma mi pene para introducirlo en su boca. Hace mucho tiempo ya que no es posible que esté más duro, pero consigue transportarme a un mundo de placer.
Con mi pene humedecido por su boca, le pido que vuelva a adoptar la misma postura. Quiero explorar su ano con él. Lentamente lo introduzco en su interior. No hace falta que lo lubrique porque la excitación que ella también vive unida a la humedad de mi pene, hace que sea fácil ir entrando en su ano al tiempo que observo como bailan sus pechos con el movimiento que producimos.
No resisto más y permito que mi semen invada su ano al tiempo que ella gime también de placer.
Cambiamos la postura. Se contonea delante de mí con uno de esos eróticos bailes que sólo ella sabe realizar. Sabe que me excita verla bailando sinuosamente. Cuando observa que ya comienza a excitarme de nuevo, toma mi pene y lo acaricia entre sus manos, poniendo duro de nuevo ese miembro que tanto ha disfrutado con ella. Lo introduce en su boca y recorriéndolo con su lengua hasta los testículos hace que vuelva a estar completamente duro… pero sigue.
Le excita ver como consigue mi excitación; sus gemidos se confunden con los míos y antes de que me de cuenta, ha introducido el pene en su vagina.
Sus ojos, entrecerrados, me hacen notar que también está llegando al orgasmo. Intento aguantar el mío hasta que su grito me indica que ya ha llegado a él y… me dejo ir. Inundo su vagina con mi semen.
Le pido que adopte la misma postura que tenía al principio. No me canso de verla en ella.


rm_tuperrita76 41F
19 posts
1/7/2007 3:21 am

que postura!!!Habrá que practicarla!!Genial!!me ha excitado muchisimo.Besos,guau,guau.


Become a member to create a blog