Una verdadera historia de amor.  

chencho_01 40M
50 posts
5/11/2006 6:56 pm

Last Read:
7/19/2006 12:13 pm

Una verdadera historia de amor.


Bueno, aquí esta de nueva cuenta esta historia de mi vida, espero que esta vez no desaparezca como por arte de magia y se lleve con ella todos los comentarios que hagan.
La publico nuevamente a petición de una amiga que lo ha solicitado.
Aprovecho también para decir que no he quitado nunca ninguna de mis publicaciones, mas bien ellas desaparecen solitas.


Ahí estaba, frente a ella, hablándole de mis sentimientos.

Diciéndole que la amé desde que la conocí y que ella era para mí como una espina en el corazón, la cual duele pero a la vez te mantiene despierto y no te deja morir en paz.

Aceptando cabalmente todos mis errores y sus consecuencias, y con el conocimiento de que cada uno de nuestros actos nos tiene donde estamos ahora, hablé por fin con ella.

Le dije que después de mi ruptura matrimonial solo pensar en ella me daba algo de consuelo. Que esos 13 años enamorado mantuvieron húmeda mi alma y no dejaron que se me secara, pero que tenia que afrontar todas mis responsabilidades de casarme con la mujer equivocada hasta que el tiempo acomodara las cosas en su cause natural.

Esta vez si lo iba a decir, no permitiría estar ni un segundo más con esa carga tan dolorosa en el pecho y sin más le dije:
Te amo.

Ella se quedo fría, mirándome a los ojos y diciendo: son ya 13 años, ¿crees que nunca lo supe?, pero no iba a ser yo quien destruyera tu matrimonio, ahora, tristemente es demasiado tarde, tu camino y el mío van a distintos lugares, pero nuestra amistad inquebrantable va a durar para la eternidad.

Esta bien le dije, así como soy conciente de mis actos y de sus consecuencias acepto que lo eche a perder desde el principio y que es tarde ahora, que tu tienes tu vida hecha y que nadie tiene el derecho a llegar y desbaratarla como a un rompecabezas, lo acepto.

Triste por la respuesta de ella, pero seguro de no quedarme nada guardado en el alma la tome de la mano y le dije esperanzado:

Solo te pido una cosa, que por esos 13 años que te ame sin cesar me regales un beso, ese solo beso que he deseado por tanto tiempo, es lo único que me hace falta para vivir y morir en paz, por favor es lo único que te pido.

Ho No, por favor no me pidas eso, yo también te ame muchísimo durante tantos años, pero ahora para mí tu eres un amor platónico, eres el amor ideal, pero también eres ese amor que nunca se puede tener, así que no me pidas que juegue así con nosotros, por favor no, solo abrázame fuerte.

Yo, sintiendo ese frió tan intenso en todo el cuerpo, la abrasé fuertemente y respire profundo como para quedarme con su aroma en mi memoria y llenar mis pulmones de su bella vida, susurré en su oído, esta bien, no te preocupes por mí, estaré bien.

Así la deje una vez mas, con un abrazo, pero esta vez era diferente por que le había expuesto todos mis sentimientos y me sentí tan liberado que juraría que podía volar.

Pasaron un par de meses y no supe nada de ella, hasta que recibí uno de sus correos tan vagos y vacíos como siempre, pero no para saludarme, sino para pedirme un favor de acompañarla a recoger unas cajas para su negocio.

Yo como siempre: no le negué el favor y acordamos vernos en su casa.

Todo bien, todo tranquilo, pasé por ella en el auto, nos saludamos como si nada, de una manera muy fría y sin más nos fuimos a recoger las cajas.

Cuando llegamos por las cajas ya estaba bastante oscuro, ella me pidió que esperara en el auto, yo la verdad es que no quería dejarla ir sola pero me convenció, así que salio y regreso al minuto, sin cajas ni nada, solo diciendo que no las habían preparado.

Se metió en el auto, cerró la puerta y se quedo callada.

Yo pensé que estaba enfadada, pero la vi tranquila y le pregunte que haríamos, pero ella no contesto, solo me miro a los ojos por un instante y no hablo.

De repente me dijo sin mirarme - ¿Recuerdas aquel beso que me pediste la ultima vez que nos vimos? ‒ si claro, todavía lo recuerdo y lo recordare por el resto de mi vida, le dije.

¿Todavía lo quieres? ‒ me pregunto ella mirándome a los ojos…

Yo quede callado, solo la miraba fijamente a los ojos y suavemente la tomé de su mejilla, acercándome lentamente a su hermosa boca en forma de corazón, la mas bella que jamás vi.

Por fin, después de esperar 13 años, por fin… le dí el beso más tierno que jamás le haya dado a alguien en toda mi vida, tan puro, sin malicia, lenta y suavemente probé esos delicados y hermosos labios que tantas noches había imaginado besar y que los veía tan lejanos como las estrellas.

Me retiré y quedamos mirándonos fijamente a los ojos durante unos minutos, tomándonos de las mejillas el uno al otro y contemplando la pureza de aquel beso tan bello jamás dado.

Miré sus ojos brillar y sentí como sus manos me jalaron lentamente para regalarme otro beso.

Yo sabía que ya no podía parar, que estábamos ahí por obra del destino, así que esta vez fueron mis brazos los que la acercaron a mi boca para otro beso.

Ella acepto el beso, y acepto otro más, así que ya no pudimos detenernos y comenzó ese dulce ritual del amor.

Nos besábamos sin parar, desbordando por fin todos esos sentimientos que habíamos guardado por tantos años dentro de nuestros corazones.

Todo era tan bello y tan puro, era tan normal, era para lo que estamos hechos los humanos, para dar amor.

Era tan normal y tan puro, que sin darme cuenta si quiera, de repente sentí una de mis manos en su pierna. Yo había estado muchas veces con mujeres y siempre buscaba la manera de empezarlas a tocar, de alguna u otra forma estaba siempre conciente de mis actos y mis intenciones, pero con ella era diferente, solo nos dejábamos llevar y la misma naturaleza de humano nos indicaba el camino.

Ella lo sentía igual por que acariciaba mi espalda con tal ternura que sentía que sus manos me deshacían como ninguna caricia antes dada mientras bajaban de vez en vez para rozar mis piernas.

Yo cerraba los ojos y me transportaba al lugar más bello del mundo y cuando los abría veía con asombro que mis manos acariciaban cada vez mas adentro de sus piernas y que mis labios tocaban repentinamente sus orejas, su cuello y un poco mas abajo, mientras sentía una de sus manos acariciando mis piernas cada vez más cerca de la ingle.

Sentí mi mano viajar sobre su falda, para levantarla e introducirse por debajo y tocar esa piel cálida y húmeda por el sudor, tan suave.

Avancé más y toque por encima de su ropa interior aquella vagina que ya estaba palpitando como un corazón y me atreví jugar con ella haciendo a un lado ese hermoso encaje que ahora estorbaba.

Ella contraía su cuerpo en ocasiones al sentir tanto placer, al sentir que mis labios jugaban con sus pezones tan perfectos y que parecían que no me iban a saciar nunca por la manera en como los besaba y comía.

Esta vez yo la sentí a ella y como su mano bajaba el cierre de mis pantalones y liberaba mi pene de esa presión que cada vez apretaba más, sentía como acariciaba con esas bellas manos las partes que hacían que me estremeciera de placer.

Después de acariciarnos y besarnos por unos buenos minutos sabíamos que había llegado la hora, que teníamos que hacer el amor ahí mismo, en ese auto que se convirtió de repente en nuestro nido mas deseado de la vida.

Empuje su asiento lo mas lejos que se pudo y me senté en el, mientras veía como su cuerpo tan bello se alistaba para montarse en mi.

Tiernamente la tome de la cintura y la comencé a bajar hasta que la punta de mi pene y su vagina se dieron ese primer beso que era tan tierno como el que momentos antes se habían dado nuestros labios, para dar lugar a la tan esperada conjunción de dos seres.

Así, hicimos el amor ahí, de la manera más tierna y llena de amor que nunca tuvimos.

Por fin nuestras almas habían danzado la más bella canción escrita y nuestros corazones se hicieron uno. Al final eso paso, nuestros corazones se hicieron uno solo.

Terminamos y la lleve a su casa y ahí pase las horas más felices de mi vida, platicando, escuchándonos, riéndonos, abrazándonos, besándonos y haciéndonos el amor… esperando triste la inminente despedida que nos separaría para siempre, soltándole la mano para dejarla ir, pero estando feliz, por que la mejor parte de mi vida acababa de suceder…

OHR

ali_gza 40F

5/15/2006 9:26 am

Chencho! que te puedo decir, es algo tan de ustedes dos, pero que lindo el que lo hayas compartido con nosotros, realmente a veces tarde nos damos cuenta del errores que podemos cometer dejando de lado el amor o pensando que alguien mas lo es, lo hermoso es a pesar de todo llegar a conocerlo y vivirlo....

un beso...


rm_Lilith_24 41F

6/3/2006 8:58 pm

Yo sé que no es el espacio para ello, pero, qué pasó con tu post de Les Luthieres??? Si mal no recuerdo, tenías algunas otras publicaciones, las eliminaste?


rm_alcion71 45M
4357 posts
6/9/2006 2:32 am

Pasaba a saludarte, Chencho. Qué bonito esto que nos escribes.

Un abrazo, amigo.


chencho_01 40M

6/9/2006 3:38 pm

Amigo Vlad.

Gracias por visitarme.

Pués así es, tal como lo cuento creo que fue también el final de todo.

Un saludo.


chencho_01 40M

6/9/2006 3:41 pm

Ali, que placer que me visites.

Esta historia es muy nuestra como bien lo dices, pero me agrada poder compartirla con todos ustedes, pués es algo de lo que la chica en cuestión y yo siempre nos sentimos orgullosos, de poder compartir nuestra vida.

Que estes muy bien, un beso.


chencho_01 40M

6/9/2006 3:55 pm

Hola preciosa Lilith.

Gracias por visitarme.

Con respecto a tu comentario parece que no leiste la cabecera de esta publicación, que dice algo como esto:

Aprovecho también para decir que no he quitado nunca ninguna de mis publicaciones, mas bien ellas desaparecen solitas.

Un saludo, que estés muy bien.


chencho_01 40M

6/9/2006 3:58 pm

Amigo Alcion, que bueno que me visitas.

He estado un tanto ausente por falta de tiempo, solo entro de de vez en cuando para revisar que no tenga mensajes, pero me es grato que me visites.

Si, es bonito el relato; un relato de mi vida.

Que estés bien.


mamachonga69 47F
3473 posts
6/25/2006 8:35 am

Recuerdo que cuando lo poblicaste la primera vez, hice mi comentario, es una pena que se haya borrado, pero seguro te dije que me había emocionado mucho al leerla... se lo que es quedarse conm el amor a medio camino, el de no poder o no tener el coraje para obsequiarse esa danza, esa conjugación de cuerpos. Lo importante es que tuvieron su opoprtunidad y la aporvecharon, y que el gusto de lo vivido nadie se los puede robar.

Un beso.
Mamachonga69


chencho_01 40M

6/28/2006 9:56 am

Hola hermosisisima Mamachonga.
Gracias por visitarme de nuevo.

Pues así es, no se que le pasa a mi blog (o que le pasaba pues ya casi no lo hace) por que desaparecían mis articulos.

Pero aquí esta de nuevo, gracias nuevamente por comentarlo.

Hasta luego hermosa, que estés bien.


Become a member to create a blog